pestañas

2 ene. 2011

Me encanta ser mamá


Quién me iba a decir a mi que me iba a encantar ser mamá. Siempre he pensado que era poco "niñera", y es que es cierto que durante bastantes años no me han llamado la atención los niños. Pero desde que he tenido al mio la cosa ha cambiado.
Me encanta pasar tiempo con él, tirarme al suelo a jugar, darle la comida, cambiarle, bañarle...hacerle cosquillas, verle reir, hacerle feliz. Es algo que me llena, me satisface, y me completa como persona. El otro día le decía a mi madre "si lo llego a saber me pongo antes a tener niños", y la verdad es que sí, ahora se me echa el tiempo encima para tener otro a una edad decente (estoy casi en la mitad de la treintena) y qué decir si quiero tener un tercero...
En estas fiestas solíamos salir con amigos, ir a cenar, fiestas...pero desde que nació el peque lo hacemos días contados, y si bien es cierto que de vez en cuando una escapadita no viene mal, la verdad que no lo echo excesivamente en falta. Claro que puede que sea la novedad, no llevamos así mas de dos años, entre embarazo y el año y medio del peque.
Este año que acaba de empezar me imagino que estará lleno de cambios, aunque no soy de las que me gusta planificar, porque luego las cosas nunca salen como una quiere. Pero el paro se agota, las oposiciones no sabemos si volverán a salir, queremos apuntar al peque un año antes de que empiece el cole, así que será el año que empiece la guardería y quién sabe si tendré que ponerme a trabajar...
Ojalá me tocara la loteria porque la verdad que no tengo ninguna gana de ponerme a trabajar, me encanta dedicarme a la crianza de mi peque, para mi no es ningún alivio trabajar, como le oí decir a una locutora de radio el otro día, hablando de los padres que se quedaban en casa cuidando a sus hijos como consecuencia de la falta de trabajo. "Que alivio para su mujer" decía la locutora...hombre, pues hay que compartir y una ayuda nunca viene mal, pero que te vayas a trabajar y llegues a casa a la hora de bañarles y acostarles para mi no es ningún alivio. Sería mas bien una guarrada tener que hacerlo.
Pero ya veremos como se desarrolla el año. Toca auntoinventarse, y quién sabe qué saldrá esta vez. Seguiré empeñada en mis oposiciones y conseguir mi plaza fija en la administración, mi horario de 9 a 14 h para toda la vida, pero si mientras surge una oportunidad de poder compaginar trabajo y crianza, mejor que mejor.

9 comentarios:

  1. Que difícil lo de la conciliación familia-trabajo, yo estoy bastante preocupada porque he empezado a hacer alguna entrevista de trabajo y todo es de 8 a 8 a lo cual me niego por completo!!! Espero que te convoquen las oposiciones.
    Ah! A mi también me encanta ser mama!!! Jejeje!!

    ResponderEliminar
  2. Yo estoy con los treinta y mis tres hijas encantada,si volviera atrás.a veces lo pienso y digo que estaría soltera y sin hijos, pero en realidad creo que volvería a tenerlas y la segunda y la tendría más cerca de la primera :D

    ResponderEliminar
  3. Pienso igual que tu, ójala lo hubiera tenido antes!!! Yo nunca fui muy niñera tampoco, pero con mi niño soy la más niñera que te puedas encontrar. Y él ha hecho que mi vena sensible florezca y ahora disfruto mucho con los niños de amigos, antes no lo hacía tanto la verdad.

    ResponderEliminar
  4. La verdad es que es muy difícil el tema de la conciliación, porque los horarios son un horror

    ResponderEliminar
  5. Yo también estoy de acuerdo contigo: tener a mi hija me ha hecho descubrir lo mucho que disfruto siendo madre.
    La conciliación es dificilísima. Nosotros de momento estamos contentísimos con mi situación actual de madre a tiempo completo, pero estamos a punto (espero) de cambiarnos de casa y entonces los gastos se multiplicarán y creo que no me quedará más remedio que buscar trabajo otra vez.
    Una amiga me contó que poco antes de reincorporarse a su puesto de trabajo tras un año cuidando a su hija, estaba contenta pensando que le vendría muy bien para salir de la rutina y cambiar un poco de aires. Pero la realidad fue que unos meses después le parecía que no daba la talla ni como profesional, ni como madre, porque no podía abarcarlo todo.
    Supongo que habrá otros casos de madres/padres que compaginen las dos cosas bien, pero yo no los conozco, la verdad.

    ResponderEliminar
  6. He podido conbinar trabajo y crianza. Mi horario es de 8 a 14, pero debo reconocer que me duele en corazón cuando me voy a trabajar y se quedan todos en casa durmiento tan agustito. Hecho muchísimo de menos poder vestirlos por la mañana, estan tan graciosos a primera hora!!! Todas estas cosas me las pierdo y me dá rabia, pero ir a trabajar me hace desconecatar unas horas de las rutinas caseras: niños, comida, fregoteo,.. parece que si trabajas tienes más libertad para decidir cómo dispones del tiempo y del dinero!! Es triste pero yo lo veo así...

    ResponderEliminar
  7. Sigue disfrutando Cris, siempre, eso es lo mas maravilloso de ser madre.muuak.

    ResponderEliminar
  8. Genial decir con franqueza que te encanta ser mamá... disfruta!

    (Me llevo esta entrada para el resumen de blogs de Bebés y más...)

    ResponderEliminar
  9. Qué bien que exista tanta gente como tú, que adore ser mamá. Yo también lo soy, y orgullosísima, tengo dos y voy a por el tercero, la gente me dice que estoy loca a pesar de que tengo solo 30 años... Seré pobre en consumismo, pero rica en familia y amor, y eso no tiene precio, así lo veo yo.
    Cuidemosles, amemosles, eduquemosles, somos su vida, su ejemplo.
    Y que nadie tenga niños por tenernos.
    Son sin duda, lo mejor de nuestras vidas.

    ResponderEliminar

Me encantaría saber que piensas, deja tu comentario!